Sánchez preside el acto que inicia la construcción de la primera fragata F-110, que generará 9.000 empleos y "asegurará el futuro del astillero de Ferrol"

06 DE Abril DE 2022 | Ferrol

Sánchez preside el acto que inicia la construcción de la primera fragata F-110, que generará 9.000 empleos y

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su intervención. Pool Moncloa/Fernando Calvo.

  • El presidente del Gobierno ha visitado los astilleros de NAVANTIA, en la localidad gallega de Ferrol, donde ha presidido el acto con el que se ha iniciado la construcción de la primera fragata del Programa F-110, que contará con una inversión directa de 4.325 millones de euros y generará 9.000 empleos directos e indirectos hasta el año 2031
  • La nueva fragata de la Armada Española incorpora avances tecnológicos y supone autonomía estratégica e I+D

"El astillero de Ferrol tiene su futuro asegurado en el corto y medio plazo a través del Programa F-110, que impulsará el desarrollo del tejido industrial y empresarial de la comarca", ha subrayado Sánchez tras accionar, junto a la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, y la ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, el dispositivo del primer corte de chapa, que marca el comienzo de la construcción de la primera fragata de esta serie.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asistido este miércoles en el astillero de Navantia en Ferrol a la ceremonia de corte de chapa de la primera fragata F-110, un acto con el que se ha iniciado la construcción de la serie de cinco buques de esta clase que el astillero fabricará para la Armada española, y que ha contado también con la presencia de la presidenta de SEPI, Belén Gualda, del presidente de NAVANTIA, Ricardo Domínguez, del director de Construcción Naval de la compañía, Agustín Álvarez, del director de Sistemas y Servicios, Donato Martínez, y del director del astillero, Eduardo Dobarro.

Pedro Sánchez ha destacado el "papel fundamental de NAVANTIA en el sector naval", que emplea a 70.000 personas y factura 7.500 millones de euros anuales. "NAVANTIA será protagonista del PERTE Naval aprobado recientemente gracias a los fondos europeos, que contará con una inversión pública de 310 millones de euros, que permitirán movilizar otros 1.150 millones de inversión privada y crear más de 3.000 puestos de empleo de calidad", ha afirmado.

Asimismo, el jefe del Ejecutivo ha subrayado el compromiso del Gobierno con el despliegue de energías renovables para reindustrializar el país y ha puesto en valor la importancia del sector naval para reforzar nuestra independencia energética, dada su alta capacidad para la construcción de buques, claves para el desarrollo de la energía eólica marina. "España cuenta con recursos naturales suficientes para convertirse en el país líder de Europa en la generación y exportación de energías renovables", ha asegurado.

El programa, cuya orden de ejecución se firmó en 2019, prevé la construcción de cinco fragatas, por importe de 4.325 millones de euros. La primera de ellas será entregada en 2027 y las entregas se producirán a razón de una al año. En el programa trabajan 500 empresas de toda España, con un impacto de hasta 9.000 empleos durante 10 años, incluyendo los puestos de trabajo inducidos por la actividad económica generada. El programa supondrá 437 millones de euros anuales de aportación directa al PIB.

Palanca de transformación digital

La fragata F-110 es la palanca para la transformación digital de NAVANTIA, especialmente del astillero de Ría de Ferrol, y de su entorno industrial. Representa soberanía industrial y tecnológica, con un alto grado de nacionalización en sus equipos, y es un foco de innovación tecnológica para la competitividad a medio y largo plazo. Una nueva Fábrica Digital de Bloques, que supondrá una inversión de 100 millones de euros, y el Centro de Excelencia del Gemelo Digital serán piezas clave de esta transformación. A estas dos piezas hay que unir el desarrollo de la Plataforma Digital que NAVANTIA está realizando con Siemens, SAP y Accenture.

El diseño de esta nueva fragata incorporará notables avances tecnológicos, como un mástil integrado configurado con diferentes soluciones de sensores y antenas, la incorporación de un espacio multi-misión que amplía las capacidades del buque en todos los segmentos de defensa y una nueva planta propulsora híbrida más eficiente y silenciosa, dotando al buque de gran versatilidad. Las fragatas estarán equipadas con un sistema de combate español, SCOMBA, desarrollado por Navantia Sistemas.

La fragata F-110 será un buque inteligente, el primer programa naval español diseñado con un Gemelo Digital, una réplica virtual del buque, alimentada permanentemente con datos, que permitirá apoyar su mantenimiento y operación a miles de millas de distancia. 

El Gemelo Digital se complementa con un Sistema de Servicios Integrados (SSI), un I+D desarrollado con las universidades de Vigo y A Coruña que dotará al buque de sensores integrados en sus puntos de luz, reduciendo sustancialmente su cableado y dotando al buque de un gran número de funcionalidades digitales inalámbricas. Asimismo, la F110 contará con impresoras 3D a bordo para la fabricación de determinados repuestos.

Serán los primeros buques de la flota en contar con un sistema integrado de ciberseguridad que blinde a los buques ante las crecientes amenazas. Todo ello posibilita que el buque tenga una dotación reducida para su operación, lo que redundará en una mejor habitabilidad.